viernes, 23 de enero de 2015

Iglesia

Saludos respetuosos, en el deseo de que la presente le encuentre con salud y esa paz que sólo el Señor nos da. Se ha cumplido un significativo tiempo desde que asisto a la Iglesia Bautista Oikos. En ese lapso he constatado y constato que el Padre ha actuado y actúa por medio de ustedes, a través de su compromiso serio y firme con el amor al Señor y al prójimo que, como Jesús explicó, es el primer mandamiento. Ese amor les lleva (y nos lleva) a reunirse los domingos para alabar a D-os con una sinceridad y calidez que conmueven mi corazón. Además reúnen alimentos para los necesitados. El evangelio de Jesucristo es expuesto por usted en las predicaciones, y por ello comenté con calma una de sus predicaciones en facebook, por su pureza y profundidad cristiana.
Ese vínculo de amor sincero que une a la Iglesia, reflejo del amor del Padre, les motiva a reunirse constantemente en células y cultos de oración, donde las personas podemos compartir a corazón abierto, interceder unos por otros, aprender de la Palabra y crecer juntos en el evangelio. He asistido en diversas ocasiones a células y cultos de oración, en los cuales he sido edificado por el Señor a través de ustedes.
Asimismo he sido alimentado espiritualmente mediante variadas actividades especiales organizadas por la Iglesia o ministerios: Conciertos del Grupo Sin Fronteras (dentro y fuera de San José), Cantatas Navideñas en Villas de Ayarco y Guápiles, otro culto en Guápiles, el curso Derribando las Murallas del Corazón. etc. A ello se suman significativas conversaciones con miembros de la Iglesia, en las cuales he percibido también el aporte del Señor.
Por estas razones, con el debido respeto, le solicito ser miembro de la Iglesia. Sería también un honor para el suscrito si fuese posible recibir la capacitación para servidores de jóvenes, pues en el futuro me gustaría ayudar con actividades como cineforos, orientación para el mundo de estudios y trabajo, y otros. Asimismo me gustaría poder recibir las charlas de hermenéutica y otras actividades que el Cuerpo de Cristo estime pertinente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario